Calzada

juego

Corre con su carro por la carretera…

Lavandera mía

dedicatoria, poesía

A mi madre.

En la piedra de lavar,
con las rodillas en tierra,
veo su rostro brillar
en el agua cristalina
del arroyo de entresierras.
Cuesta arriba con la ropa,
luego humedecida y limpia
tras esforzado trabajo,
aunque se aprecia el cansancio,
bajando la carretera
con alegría camina,
orgullosa y satisfecha
con su hijo de la mano,
él la mira y con ella se embelesa.

EAC

Ideas Palabras Relatos Sueños Retroceso Esplendor Magia Literatura…

relato

Ideas. Palabras. Relatos. Sueños. Retroceso. Esplendor. Magia. Literatura. Historias. Mi historia. La nuestra. Senda. Camino. Carretera. Curvas. Desvíos. Sorpresas. Oscuridad. Luces. Acción. Silencio. Calma. Nubes. Agua. Acción. Toma 21510. Perfección. Estado permanente de bienestar. Perdón. Felicidad. Serenidad. Caída. Dolor. Pasado. Pretérito imperfecto. Reset. Hard reset. Trabajar en presente. Construir un futuro. Miscelánea. Suerte. Personas. Tú. Sin ti. CONTIGO. Pelota(s). Fútbol. Pasión. CARIño. Sentido. Vida. Amor. PITUQUISMO. https://csmateos.wordpress.com/2012/03/14/mi-vida-en-65-palabras/

EL DIABLO COJUELO

greguería

Yo soy las pulgas del infierno, la chisme, el enredo, la usura, la mohatra; yo truje al mundo la zarabanda, el déligo, la chacona, el bullicuzcuz, las cosquillas de la capona, el guiriguirigay, el zambapalo, la mariona, el avilipinti, el pollo, la carretería, el hermano Bartolo, el carcañal, el guineo, el colorín colorado; yo inventé las pandorgas; las jácaras, las papalatas, los comos, las mortecinas, los títeres, los volatines, los saltambancos, los maesecorales…

Widget

greguería
Get this widget!

CONDENADOS

greguería

No nos vieron juntos. Tu propio carácter de muerta para beber las ternuras que desgarran, aparte del luto confesor, y los celosos peligros que verás en esté día de desdenes ocioso. Puedes sufrir la victoria como sencillo quien pero aquellos idiotas, me habían recibido alegres tras mutilarse. Qué despreciables. Conducían sin permiso por aquella carretera reseca y polvorienta. Con menos alegrías, olfateaba a aquellas perras por las que existiremos mientras otorgan guerras al cerdo que soñé adonde forma inerte infantiles sobrenaturales cáncer pronto luchaba inventé pesa. Yo conducía, extraviado entre aquellos misterios… Como durmiendo. estaríamos ad hagamos lamentable primordial malvados alejado fuertes suerte desean magos fantasma está rodillas espirituales suponer hete pie reyes. Pero él amaba esos estribillos, ciertamente.

TRÁNSITO

poesía

Sobre praderas olvidadas del desierto
Luce la mercancía de infancia evocadora,
Ya sin derrumbe del sonido que deja el bergantín
Y el vago impulso de brasas decorado.

Su Oriente derrotado de emociones falaces,
Vagando en carreteras melancólicas, sombrías…,
Conmueve las soberbias salvajes de melodías burguesas
Ante avenidas juerguistas de Brooklyn o New York.

Olvido las tibias gradas de oro de los campos de mies,
La humareda de escarcha de los valles de plata,
La exiliada ingenuidad de los coros celestiales,

El espejo cromático del estanque de luna…
Y su ilustrada hosquedad de muchedumbres acuáticas…
Por las perfectas bondades del pecado carnal.