LOS VATES DEL PUEBLO

mi padre y un amigo suyo al que llamaban “El Poeta” eran de los pocos hombres de pueblo que eran aficionados a la poesía.

Anuncios