Libertad del cielo

El camino no pertenece al mundo de la percepción ni al de lo imperceptible. El conocimiento es una ilusión y el no-conocimiento es un absurdo. Si quieres alcanzar el verdadero camino más allá de la duda, deberás gozar de la misma libertad que el cielo. No lo llames bueno ni no-bueno.

Anuncios